• El estrés es uno de los grandes problemas de la actualidad. En lo que respecta a la conducción, puede ocasionar consecuencias muy graves. La atención disminuye y con ello la posibilidad de que exista un accidente es más probable.